¿Será verdad que el crédito de los bancos ya puede volver a fluir?

El sistema financiero español ya puede volver a dar crédito a empresas y particulares. La frase es  de Mario Draghi, presidente del Banco Central Europeo, al comparecer –teóricamente a puerta cerrada-  en el Congreso de los Diputados, para analizar la situación económica española.

Draghi dice que los bancos y cajas españoles han mejorado su capitalización y también que hay señales de mejora económica en España como el crecimiento de las exportaciones y la casi total desaparición del déficit por cuenta corriente. Hay un “enorme progreso” llegaba a decir porque nuestro país, en su opinión, ha realizado “el mejor saneamiento” de toda la zona euro.

Las declaraciones del presidente de la máxima autoridad bancaria europea suenan esperanzadoras, sobre todo, teniendo en cuenta que pymes, autónomos y familias llevan pidiendo meses -diríamos que ya son años- que fluya el crédito para atajar la grave situación económica.

Pero… sí, hay un pero. Los bancos están en situación de prestar pero, según Draghi no lo hacen aún de forma generalizada por miedo a que no se les devuelva el dinero prestado. Y eso que el sistema bancario español según explicó ha sido el mayor receptor de fondos de la Eurozona con 330.000 millones de euros.

Además, fija en el segundo semestre de este año la posibilidad de que el dinero vuelva a circular con cierta alegría.

Habrá que seguir esperando, pese a estas noticias que se suman a datos desalentadores conocidos el mismo día. Según la Unión de Asociaciones de Trabajadores Autónomos y Emprendedores (UATAE) solo un 2,25% del total de autónomos que solicitan financiación a las entidades bancarias lo han conseguido

De las 4.000 consultas que se han sometido a estudio y seguimiento por parte de la organización, tan solo  90 culminaron en un crédito constituido.

En la mayoría de las ocasiones (81%) se rechazaba la petición en el momento de recabar la documentación precisa al autónomo o bien por no llevar una contabilidad “adecuada a sus exigencias” o por carecer de “avales o garantías suficientes”

Las peticiones que peor suerte corrieron fueron las destinadas a financiar circulante o a refinanciar una situación de crisis o impagos, que no obtuvieron respuesta más que en el 0,90 por ciento de las ocasiones.

El 87% de las solicitudes iban destinadas a obtener financiación igual o menor a 50.000 euros, y tan solo el 0,25% pretendía financiación superior a  los 200.000 euros.

En cuanto a la edad, el 38% de los solicitantes tenían entre 41 y 45 años, el 26% entre 30 y 35, y el 21% menos de 30 años.

 Sin embargo, de los autónomos que acudieron a solicitar microcréditos sociales (sin avales ni garantías), más del 56% obtuvieron satisfacción a su petición, si bien aquí las cantidades concedidas casi nunca superaron los 20.000 euros.

Para UATAE estas cifras indican por si solas donde se sitúa uno de los principales problemas tanto de los autónomos en activo como de los que quieren emprender una actividad por cuenta propia, y es en la falta casi plena de financiación. “no podemos pretender en estos momentos de paralización económica, y de cierre económico la gente emprenda, por más que lo necesiten, y por más que lo necesite la sociedad española.”

“O se les ayuda, exigiendo a las entidades financieras que liberen el crédito para proyectos viables, o fomentar el emprendimiento no tendrá sentido” afirmó María Jose Landaburu, Secretaria General de la organización.

 Foto: http://www.freedigitalphotos.net

Compartir en...Share on Facebook0Share on Google+4Tweet about this on TwitterShare on LinkedIn2Email this to someone
Publicado en Financiación en las categorías , , , , .

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *